ChopInformativoSalud e Higiene El confinamiento y nuestros perros, ¿cómo se llevan?

El confinamiento y nuestros perros, ¿cómo se llevan?

¡Compartir ahora!

Desde principios del año pasado estamos viviendo en una situación extraordinaria como lo es la pandemia que nos ha implicado adaptar todo en nuestro entorno, incluyendo nuestra interacción con nuestro perro.

Durante este año hemos podido salir del confinamiento y realizar actividades que no pudimos hacer durante mucho tiempo como salir a pasear con él y poder liberarnos del encierro por un rato pero la pandemia aún no acaba y con nuevas olas de la enfermedad en puerta el encierro se vuelve algo más probable cada vez. 

Por eso queremos darte un par de consejos sobre cómo podemos adaptar nuestra convivencia con nuestro perro y la pandemia para que sea más llevadero para todos y saber si le está afectando el confinamiento y cómo ayudarlo.

Pongamos un poco de contexto, al estar en confinamiento hemos pasado casi 24 horas al lado de ellos, quizás les hemos dado de comer más que de costumbre, que si su premio, que si se le antojaron más CHOP, etc., el ruido que hay en la casa también aumentó; esto ocasiona que cambien sus hábitos y modifiquen su comportamiento.

Imagínate, antes sus paseos eran más constantes o largos, regresaban más cansados y felices, podían incluso convivir con otros perros pero eso cambió, ocasionando:

  • Ansiedad por separación: tu perro no entiende las noticias como “la nueva normalidad”, entonces cuando nos dejaron salir tu perro pudo haber generado algún tipo de ansiedad por miedo al abandono y la separación, cosa que antes estaban acostumbrados por la rutina que llevaban pero que se vió afectada con el confinamiento.
  • Agresividad o problemas al socializar con otros perros: Es normal que se han desacostumbrado a la convivencia que llevaban con otros perros, pero no te preocupes, es algo que se recupera pronto y que volverá a ser el mismo.

 

¿Qué puedo hacer para que vuelva a la normalidad?

Para que se pueda acostumbrar él también a “la nueva normalidad” podemos ayudarle con estos tips:

  • Tratemos de que sea progresivo, si durante el confinamiento estábamos con ellos 24 horas ahora tratemos de aprovechar el tiempo que tengamos para que no resientan tanto el cambio.
  • Si era un perro muy sociable trata de llevarlo ahora con sus compas de la cuadra, sus amigos del parque para que pueda retomar esta amistad y todo vuelva a la normalidad para él.
  • No te vayas a enojar con él si cambió, él no tiene la culpa, dale todo el apoyo y comprensión. No es fácil para nadie la situación.

 

Y… ¿si nos vuelven a encerrar?

Lo bueno es que ahora no nos agarran desprevenidos y podemos tomar en cuenta la experiencia que ya vivimos. Algunas cosas que puedes tomar en cuenta por si volvemos a confinamiento (que ojalá y no sea necesario):

  • Dosifica el tiempo que pasas con él y la atención que le das. Aunque sean los más hermosos del barrio, es más, del mundo mundial ya no podemos otorgarles toda esa atención porque cuando volvamos a salir podemos afectar su rutina y hábitos de cariño que llevaban. Hay que darle su espacio y no estar al pendiente de él todo el tiempo. Todo pasará. 
  • Déjale su espacio. “Ábrele cancha” como decimos en el barrio, él al igual que nosotros también necesitan su espacio libre de ruidos, compañía, etc. imagínate que él usualmente está solo en tu casa y de repente hay cuatro monos queriéndolo agarrar todo el día, podría ser cansado. Dale un lugar donde él sepa que pueda ir cuando quiera descansar y estar en su momento de paz.
  • La comida chavo, la comida. No vayas a caer en el mismo error de antes de darle algo de comer cada que te hace ojitos porque lo vas a malacostumbrar, sabemos que el sabor de CHOP es otro rollo pero tú sé fuerte y no vayas a caer. Mantenlo solo con su dieta normal en su horario habitual.
  • Mide el tiempo y la calidad en los paseos. Dependerá de las restricciones, pero debemos intentar mantener la rutina de paseo de nuestros perros para que su gasto de energía y sociabilización no cambie. Si bien esperemos no tener que volver al encierro total hay que saber aprovechar la energía del perrito cuando salimos para que rinda el paseo.
  • Ahora que si no puedes pasear mucho, desde casa dedícale un rato a jugar con él para cansarlo, hay algunos juguetes que les puedes meter premios (o croquetas CHOP) para que estén entretenidos y si solo le das un paseo corto ya habrá sumado para que esté bien cansadito.

 

 

El confinamiento ha sido un momento complicado para nosotros pero no hay que olvidarlos a ellos ya que les ha cambiado por completo sus hábitos haciéndolos más nerviosos o propensos a emocionarse fácilmente. A diferencia de nosotros que según el estudio Juntos en Casa, de la Fundación Affinity, más del 70% de los propietarios de perros y gatos asegura haber pasado un mejor confinamiento junto a ellos. Y es que tanto acariciar a nuestras mascotas como tenerlos al lado, nos ayuda a superar mejor los momentos difíciles.

Ellos son incondicionales para nosotros, ayudémosles para que tengan un confinamiento más llevadero y nos duren mucho mucho tiempo sanos y felices.

 

 

 

FUENTE: Sitio web: https://blog.gudog.com/ha-afectado-el-confinamiento-a-nuestros-perros/

¡Compartir ahora!

Te puede interesar